lunes, 31 de octubre de 2016

Profesionalizar la cooperación eleva la seguridad de la asistencia - DiarioMedico.com

Profesionalizar la cooperación eleva la seguridad de la asistencia - DiarioMedico.com



IV JORNADAS DE COOPERACIÓN Y ACCIÓN SOCIAL SANITARIA

Profesionalizar la cooperación eleva la seguridad de la asistencia

El facultativo cooperante debe conocer la normativa que le ampara. Mecanismos de responsabilidad colectiva e individual son básicos.
Enrique Mezquita | dmredaccion@diariomedico.com   |  31/10/2016 00:00
 
 

Yolanda López y Angelo Pirola.
Autor: DM
El interés de los médicos por las acciones de cooperación y humanitarias siempre ha sido alto, pero en los últimos años se ha producido una profesionalización de esa visión que permite, entre otras cuestiones, mejorar la seguridad con la cual desarrollan su labor, según se expuso en las IV Jornadas de Cooperación y Acción Social Sanitaria del Colegio de Médicos de Valencia.
Yolanda López, directora de la Fundación para la Cooperación Internacional de la Organización Médica Colegial (OMC), dijo que "se ha pasado de la buena voluntad a una profesionalización de la acción humanitaria. A partir de un conocimiento del contexto en el cual se desarrollará la labor y la formación e información que brindan las organizaciones que trabajan en este campo, aumenta la seguridad de los médicos en los diferentes escenarios".
Antes de viajar, "el médico tiene que estar bien informado, conocer la legislación en función de si viaja como cooperante o voluntario -cuentan con derechos y deberes diferentes-, y la normativa que le ampara. Y en función de ello exigir a la organización con la cual viaja toda la formación e información específica". Además, es fundamental que una vez formalizado un contrato o relación con una organización, el facultativo disponga "de un certificado de idoneidad profesional y todos los seguros que necesita (vida, viaje, responsabilidad civil...)".
Responsabilidad
Según Angelo Pirola, responsable de Logística y Seguridad de proyectos de Médicos del Mundo-España, la puesta en marcha de esos mecanismos de responsabilidad colectiva garantizan los aspectos jurídicos, administrativos, ecónomicos y técnicos que rodean al médico y brindan mayor seguridad, que también debe entenderse "como elemento facilitador para tener más éxito, calidad, eficacia y tranquilidad en las operaciones".
Pirola ha resaltado la responsabilidad individual de los facultativos y, aunque las medidas concretas dependen en gran medida del escenario donde se desarrollará la acción, existen unas bases generales que pueden ser claves. Según Pirola, su organización las concentra en Las 8 P, entre las cuales destacan pasaporte (cuidar de la documentación, que protege desde un punto de vista administrativo); profilaxis (prepararse desde un punto de vista físico para hacer frente a contigencias sanitarias y a posibles enfermedades transmisibles) o póliza de seguro (disponer de un mecanismo económico de compensación en caso de necesitar atención sanitaria o realizar una evacuación).
Pirola también ha hecho hincapié en la importancia "de llevarse las pertenencias medidas y adecuadas para la misión; es decir, ni quedarse corto ni pasarse", además de disponer del dinero necesario para solventar manutención y contingencias. No hay que olvidar la psique, ya que hay que "prepararse mentalmente, ser conscientes de dónde estamos, qué actores pueden colaborar y quiénes no serán afines".